Hallan pez mutante cerca de Fukushima


El accidente de la central de Fukushima, ocurrido en marzo de 2011, es considerado el desastre nuclear más grave desde Chernóbil. La contaminación del aire alcanzó diversos países de Europa y gran cantidad de material radiactivo llegó a las aguas que bañan la costa este de Japón. Sumado a los daños provocados a la población, el ecosistema marino se vio seriamente afectado: las especies encontradas en los alrededores de la central presentaban una radiación 2.500 veces mayor al límite legal.

Recientemente, el pescador Hirasaka Hiroshi halló, en la costa de una isla cercana a Fukushima, un terrorífico animal, posible víctima de la catástrofe nuclear. Se trataba de un pez lobo, cuyas extrañas características volvieron a poner en alerta a la población japonesa acerca del impacto ambiental del accidente.

Lo primero que llamó la atención del espécimen fueron sus medidas. Su longitud casi duplicaba a la que habitualmente alcanzan los peces lobo, y su boca era desproporcionadamente grande respecto de los pequeños moluscos de los que se alimentan. Por otro lado, el animal se encontraba muy lejos del fondo del océano, su hábitat natural. Las preguntas que este suceso despertó permanecen aún como un enigma. ¿Fue la aparición de este animal, semejante a una criatura prehistórica, producto de la radiactividad? Si así fuera, ¿qué otros seres “mutantes” rondan Fukushima? 

BBC

Próxima
« Anterior
Anterior
Proxima »

CódigoCódigo EmoticonEmoticon

Gracias por tu comentario