¿Del cinismo a la demencia hay un solo paso?


Gran parte de nosotros no confiamos fácilmente en los extraños. Sin embargo, el recelo excesivo y la desconfianza patológica pueden afectarnos más de lo que creemos. Recientes investigaciones han descubierto un importante vínculo entre cinismo y demencia
En el mundo en el que cotidianamente nos movemos, desde luego, conviene ser bastante cautos. De todas formas, para tener unas relaciones sociales sólidas, necesitamos relacionarnos con las demás personas para llevar a cabo con normalidad nuestras vidas. En el trabajo, la universidad, el colegio o en nuestro vecindario, nos topamos con personas iguales a nosotros, con los mismos miedos acerca de los desconocidos. ¿Cómo eso puede vincularse a la salud mental y a la demencia, en particular?

¿Tienes altos niveles de cinismo? ¡Cuidado!

Del-cinismo-a-la-demencia-hay-un-solo-paso-1.jpg 
El modo en que vemos la vida puede tener un impacto directo en nuestra salud mental, según estudios de Anna Maija-Tolppanen, de la Universidad de Kuopio. Demasiado cinismo al pensar en los demás puede no ser buen consejero. 
Los datos arrojados por el estudio de los investigadores mostraron una directa incidencia entre la mortalidad asociada a demencia, así como a factores de riesgo cardiovascular. La desconfianza cínica podría definirse como la creencia en que la motivación de los demás está determinada por un egoísmo o interés propio desmedido.
Esto lleva a sospechar exageradamente de cualquier persona, aunque nunca haya mostrado signos de ser manipuladora. Cerca de 1500 sujetos con un promedio de 71 años, mostraron algún indicio durante los estudios llevados a cabo, en el cuestionario sobre comportamiento cínico. Esto disminuye las expectativas de una vida alejada de la demencia.

Qué tan desconfiados somos

Del-cinismo-a-la-demencia-hay-un-solo-paso-2.jpg 
Al preguntarse a los participantes en la investigación, acerca de lo que pensaban sobre las motivaciones ajenas y su comportamiento hacia ellos, afirmaron que la “mayoría de las personas mienten para sacar algún tipo de ventaja o provecho sobre ellos”. “Es mucho más seguro no confiar en ninguna persona”, afirmaron al ser entrevistados.
Esto refleja un alto nivel del denominado comportamiento cínico desconfiado. De la misma manera el estudio indica que las personas con esta característica tendrían mayor tendencia a desarrollar demencia, tanto como trastornos de tipo cardiovascular y colesterol alto.
Siempre hemos escuchado a nuestros padres decir: “Cuidado con ese tipo, no te fíes”. “No lo conoces, averigua quién es. No debes dar mucha confianza a los extraños”. Aunque esto no sea del todo falso, hay que tener buen juicio y pensar si realmente no somos demasiado paranoicos.

Próxima
« Anterior
Anterior
Proxima »

CódigoCódigo EmoticonEmoticon

Gracias por tu comentario