Los gladiadores del futuro

Mientras muchos ingenieros se abocan a perfeccionar la tecnología armamentística del futuro, causando cada vez más muertes en conflictos bélicos, otros crean armas pero para reducir el daño y así permitir desplegar la sofisticación y la nobleza de las artes marciales del pasado. Un concepto de la antigüedad desarrollado con las últimas tecnologías puede ser el próximo gran paso en la historia de las artes marciales y a la vez una manera de traer al presente la legendaria práctica de los gladiadores romanos; se trata de una armadura capaz de soportar (y al mismo tiempo registrar) todas las eventualidades de un combate cuerpo a cuerpo.

El traje Lorica ha sido creado por la empresa australiana United Weapon Master, la cual planea organizar una competición en la que los mejores luchadores del mundo de las distintas disciplinas mostrarían sus talentos sin causar ningún daño a sus contrincantes. El director de la empresa, David Pysen, explicó que hoy en día existen alrededor de 300 tipos de artes marciales, 96 de las cuales incluyen el uso de armas, y el objeto de este proyecto es reavivar el interés por las artes marciales con armas que se han practicado a lo largo de miles de años. “Estas artes están desapareciendo lentamente, puesto que son muy peligrosas y no se pueden practicar en serio. Queremos crear un foro para que los practicantes de artes marciales puedan demostrar sus habilidades”.


Concretamente, si un luchador golpea a otro con una katana real, por ejemplo, las consecuencias pueden ser fatales. Para eso nace Lorica, una armadura moderna y superdura, con una capa externa de fibra de carbono, increíblemente difícil de perforar o cortar, y una capa más cercana al cuerpo humano, hecha de materiales suaves que absorben los golpes. Esta armadura, además, posee múltiples sensores que graban la fuerza aplicada por el opositor y ​​la dirección del impacto.

Próxima
« Anterior
Anterior
Proxima »

CódigoCódigo EmoticonEmoticon

Gracias por tu comentario