Asombroso hallazgo: fósil demuestran que los pingüinos fueron tan altos como un ser humano

El trabajo de investigadores argentinos permitió dar con los restos de una especie de pingüinos que vivió hace millones de años y que alcanzaban la misma altura que un humano moderno. Se trata de los restos fósiles del "coloso de los pingüinos", como se conoce a esta especie, hallados en la Antártida hacia el año 2012, pero cuyos análisis científicos y primeras conclusiones recién son difundidos a nivel internacional.


El descubrimiento tuvo lugar durante las dos últimas campañas al continente blanco, realizadas por un equipo de investigadores del Museo de La Plata y el Instituto Antártico Argentino. Los huesos encontrados tienen 37 millones de años de antigüedad y, a partir de ellos, los expertos pudieron calcular que los ejemplares de la especie llegaron a medir unos 2 metros de altura, desde las patas, hasta la punta del pico, pesando unos 115 kilogramos aproximadamente.


La especie, científicamente denominada Palaeeudyptes klekowskii, tenía como base de su dieta a peces de gran tamaño. La movilidad de sus aletas, así como la robusta musculatura, permitió deducir que estos pingüinos lograron adaptarse al nado y al buceo de manera diferente a sus actuales congéneres: pudieron realizar viajes largos y a gran profundidad, aunque valiéndose más de su fuerza que de su agilidad y destreza, mediante movimientos toscos y amplios, señalaron los expertos.
Próxima
« Anterior
Anterior
Proxima »

CódigoCódigo EmoticonEmoticon

Gracias por tu comentario