El futuro es hoy: Aviones piloteados con la mente


Aunque pareciera ciencia ficción, pilotear aviones con el poder de la mente ya es una realidad. Científicos del Instituto de Sistemas de Dinámica de Vuelo de la Technische Universität München (TUM) en Alemania, se encuentran perfeccionando un sistema de vuelo controlado por el cerebro como parte del proyecto "Brainflight" financiado por la Unión Europea.

Tim Fricke, líder del proyecto en TUM, explica que su objetivo es volver el vuelo más accesible para una mayor cantidad de personas. Mediante el control cerebral de los aviones, pilotear se vuelve más fácil y seguro, pues las personas tienen mayor libertad de movimiento para realizar otras tareas manuales en la cabina.

El equipo de investigadores ha demostrado que el vuelo controlado por la mente es posible con gran precisión. Durante pruebas preliminares, siete participantes con diferentes niveles de experiencia como pilotos (incluyendo una persona que nunca había piloteado un avión) completaron con éxito varios ejercicios de vuelo simulado, incluyendo el aterrizaje con poca visibilidad. La precisión de sus resultados habría sido suficiente, en parte, para cumplir con los requisitos de una licencia de vuelo.

Para lograr la comunicación entre la mente humana y la maquinaria, las ondas cerebrales de los pilotos son medidas mediante electrodos conectados a un casquillo. Un algoritmo desarrollado por el Instituto de Tecnología de Berlín descifra los resultados del electroencefalograma y los transforma en comandos.

Actualmente, los científico de TU se encuentran trabajando por modificar los requerimientos del sistema de control y dinámica de vuelo existentes para acomodar al nuevo "Brainflight".

Podrás observar cómo se logra pilotear un avión con el poder de la mente en el siguiente video (en inglés):


Búsquenme en Twitter, Youtube y Facebook!!!!!

https://twitter.com/Adruzinha

http://www.youtube.com/Adruzinha



Email: adruzinha@gmail.com
Próxima
« Anterior
Anterior
Proxima »

CódigoCódigo EmoticonEmoticon

Gracias por tu comentario